En una reunión celebrada virtualmente, el Comité Ejecutivo del Comité Olímpico Internacional (COI) recibió actualizaciones de los presidentes de las Comisiones de Coordinación de los Juegos Olímpicos Tokio 2020 y de los Juegos Olímpicos de Invierno Beijing 2022.

 

 

Luego de la reunión del Executive Board, Thomas Bach, el presidente del COI, brindó una conferencia de prensa a los medios de comunicación y comentó: “Con respecto a Tokio, estamos muy satisfechos por el pleno apoyo de todos las partes involucradas, por supuesto, el Comité Organizador, pero dado el reciente anuncio de la renuncia del Primer Ministro Abe, también del gobierno japonés y del gobierno metropolitano de Tokio”.

Los organizadores de los Juegos Olímpicos Tokio 2020 realizaron una ceremonia para marcar la inauguración de la exhibición pública de la llama olímpica.

 

 

La llama llegó a Japón desde Grecia el 20 de marzo, cuatro días antes de que los Juegos se pospusieran hasta 2021 debido a la pandemia del coronavirus. Desde que se tomó la decisión, la llama se mantuvo en una instalación del Departamento de Bomberos de Tokio.

 

 

El público podrá ver la llama desde el 1 de septiembre hasta el 1 de noviembre en el Museo Olímpico de Japón, que se encuentra en el centro de Tokio cerca del Estadio Nacional.

El Estadio Nacional de Japón, que albergará las pruebas de atletismo y las Ceremonias de Apertura y Clausura de los Juegos Olímpicos Tokio 2020, celebró su primer evento desde la pandemia del COVID-19.

 

Toshiro Muto, CEO de Tokio 2020, confesó que los Juegos Olímpicos reprogramados para el próximo año podrían celebrarse ante “un número limitado de espectadores” debido a la pandemia del coronavirus.

 

 

“Antes de la expansión de la pandemia insistimos mucho en celebrarlos con estadios llenos, pero ahora hay una alta probabilidad de que nos veamos obligados a descartar esa idea. Aun así, no queremos que sean totalmente sin público”, agregó Muto.

 

 

El Comité Olímpico Internacional (COI) y los organizadores de Tokio 2020 están haciendo todos los esfuerzos posibles para celebrar los Juegos del 23 de julio al 8 de agosto de 2021.

Para marcar un año hasta el comienzo de los Juegos Olímpicos Tokio 2020, el Comité Olímpico Internacional (COI) planificó una serie de actividades bajo el mensaje de la campaña #StrongerTogether (“Juntos somos más fuertes”), que reconoce la importancia de la solidaridad y la unidad en toda nuestra diversidad durante estos tiempos difíciles, destacando el poder del deporte y en particular de los Juegos Olímpicos para unir a las personas.

 

 

Las actividades serán realizadas digitalmente y estarán centradas en torno a la llama olímpica, y a la resiliencia y la fuerza de los atletas mientras se preparan para los Juegos.

Tras la aprobación de una serie de modificaciones de los principios del sistema de clasificación de Tokio 2020 por el Grupo de Trabajo de Clasificación del Comité Olímpico Internacional (COI) en abril de 2020, la Federación Internacional finalizó la revisión de los procesos de clasificación para cada deporte de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

 

 

El COI ha estado trabajando estrechamente con todas las Federaciones Internacionales (FIs) para determinar las adaptaciones necesarias de los sistemas de clasificación olímpica para sus respectivos deportes, y también se ha consultado a los atletas y a los Comités Olímpicos Nacionales (CONs).

 

 

Un grupo representativo de CONs participó en el proceso de revisión, y también se buscó la consulta de los atletas a través de cada FI.

La Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) aprobó un cambio en el período de observación de la Tregua Olímpica para reflejar la postergación de los Juegos Olímpicos Tokio 2020.

 

 

Titulada “Construir un mundo pacífico y mejor a través del deporte y el espíritu olímpico”, la Tregua Olímpica ahora se observará desde el 16 de julio de 2021 hasta el 12 de septiembre de 2021. Esto es siete días antes de que comiencen los Juegos Olímpicos, y siete días después de que concluyan los Juegos Paralímpicos.

En una entrevista realizada por el Olympic Channel, la campeona olímpica Paula Pareto contó cómo está afrontando esta pandemia como atleta de alto rendimiento y médica.

 

 

Por la crisis sanitaria que está atravesando el mundo, Pareto combina sus días entre el tatami y el hospital. Durante los más de 100 días de cuarentena obligatoria, la judoca no dejó nunca de entrenarse con el objetivo puesto en los Juegos Olímpicos Tokio 2020, y además es parte del sistema de salud que está enfrentándose a esta crisis como traumatóloga.

 

 

“Siempre tuve en la cabeza de ir al lugar donde se necesita. Estar en riesgo hoy no me asusta. No es una situación agradable para nadie tener que estar separados de nuestra familia y tener que tener tantos cuidados, pero no me asusta porque es lo que elegí”, dijo con aplomo la Peque.

Matías Lammens, Ministro de Turismo y Deportes de la Nación, y Gerardo Werthein, Presidente del Comité Olímpico Argentino (COA), trabajaron mancomunadamente para conseguir que nuestros atletas clasificados a los XXXII Juegos Olímpicos de Tokio retomaran los entrenamientos.

 

 

Firmado el Acto Administrativo, el Ministro de Turismo y Deportes sostuvo: "Hay que destacar la predisposición del gobierno en su conjunto para que nuestros deportistas olímpicos puedan volver a entrenar a pesar de que la situación epidemiológica se ha agravado en estos últimos días. Desde nuestro ministerio, el área de Salud y Jefatura de Gabinete estuvimos trabajando esta semana de manera muy dedicada para que la autorizaciones salieran lo más rápido posible pero siempre con la mirada puesta en que los protocolos nos aseguraran que tanto los deportistas como el resto de la comunidad no corrieran ningún riesgo de contagio".

 

Tras varias reuniones, trabajo y gestión entre Matías Lammens, titular del Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación y Gerardo Werthein, Presidente del Comité Olímpico Argentino, con la participación de la Secretaria de Deportes, Inés Arrondo, dirigentes de distintas federaciones nacionales y atletas se llegó a la firma del Acto Administrativo que le permite a los atletas argentinos y sus equipos de trabajo que lograron su clasificación a los XXXII Juegos Olímpicos de Tokio retomar los entrenamientos.

 

 

Este consentimiento se logró después de cumplir una serie de protocolos entre las federaciones nacionales y el Comité Olímpico Argentino que fueron aprobados por el Ministerio de Salud de la Nación.

Página 1 de 8