13 DE AGOSTO: PARTICIPACION DE LOS ATLETAS ARGENTINOS

13 DE AGOSTO: PARTICIPACION DE LOS ATLETAS ARGENTINOS Prensa COA / ENARD

Las épicas victorias de Juan Martín del Potro y del seleccionado de basquetbol, más la clasificación para cuartos de final del seleccionado femenino de hockey sobre césped y del seleccionado masculino de voleibol, fueron los hechos salientes de la jornada de hoy los deportistas argentinos en los XXXI Juegos Olímpicos - Río de Janeiro 2016. Del Potro venció al español Rafael Nadal por 5-7, 6-4 y 7-6 (5), y se clasificó finalista, donde enfrentará al escocés Andy Murray, asegurando otra medalla (de oro o plata) para el deporte argentino. La Generación Dorada, en tanto, superó a Brasil por 111-107, en dos suplementarios (habían igualado en 85 y luego en 95), asegurando su pase a cuartos de final. También merece una mención especial la histórica clasificación de Germán Chiaraviglio para la final de salto con garrocha, logrando su mejor marca del año para superar el corte clasificatorio, algo que no había conseguido en Beijing 2008 ni en Londres 2012. Al completarse la jornada, Argentina quedó trigésimo novena en el medallero, con el oro de Paula Pareto, en la categoría hasta 48 kilos de judo; además obtuvo dos diplomas olímpicos: el seven de rugby y Melisa Gil en la prueba de skeet de tiro deportivo. El detalle completo de hoy:

 

 

TENIS

 

La emoción que se reflejaba en la cara de Juan Martín del Potro y la necesidad de quedarse en la cancha para escuchar el aliento de su gente reflejan el sentimiento del tandilense, quien hasta hace muy poco se veía más como un ex tenista que como el gran jugador que fue y que es. “Delpo” no podía creer que lo que se le negó en Londres 2012, sin lesiones de por medio, se le dio en Río 2016, con una recuperación que ahora alienta a pensar en que está diez puntos en lo físico, y que en la cancha plasma que también lo está en el nivel tenístico. La victoria ante el español Rafael Nadal por 5-7, 6-4 y 7-6 (5), en un épico partido que duró 3 horas y 8 minutos, lo clasificaron para el choque decisivo de mañana, ante el escocés Andy Murray, con lo que aseguró otra medalla para el deporte argentino.

Del Potro le ganó a un “gladiador”, como Nadal, en un partido que tuvo todos los condimentos que hacen emotivo a este juego: alto nivel tenístico por parte de ambos, picos de dramatismo, un marco espectacular en las tribunas y un final para el infarto que se llevó el tandilense porque en ese momento crítico apareció su poderoso servicio y su formidable derecha.
“Delpo”, cualquiera sea el resultado de mañana ante el defensor del oro y número 2 del mundo, volvió a jugar el tenis de su mejor época, antes de las lesiones. Le ganó en una semana a dos número uno como el serbio Novak Djokovic y Nadal, y lució bien físicamente, pese a que jugó muy poco en esta temporada.
En esta semana de retornó a los primeros planos. Jugó un papel preponderante su fortaleza mental, para no desesperar en los momentos difíciles, y el increíble sostén que le dio el público argentino, que, aún minoría en el court central del Centro Olímpico de Tenis, igualó en el aliento a los espectadores brasileros, volcados masivamente del lado del español.
Del Potro arrancó el primer set quebrando al español y manteniendo su servicio se colocó 3-2 con su saque, pero Nadal aprovechó un quedo del tandilense, recuperó el saque y llegaron al 5 iguales. Tuvo allí el tandilense una magnífica oportunidad, con dos chances de quiebre, pero no las aprovechó y Nadal, un jugador casi sin fallas, conservó el servicio y quebró en el siguiente para ganar el set por 7-5, en 55 minutos.
Por entonces, ya estaba claro que Del Potro debía apoyarse en su formidable servicio y los derechazos desde el fondo, en tanto Nadal basaba lo suyo en variar el juego a los costados y pasar al argentino cada vez que iba la red (lo hizo en ese parcial las tres veces que lo intentó).
En el segundo set, Del Potro volvió a quebrar rápido, se puso 3-1, pero esta vez su servicio funcionó a pleno, el español no tuvo una sola chance de quiebre y se llevó el set por 6-4, en 48 minutos.
Se llegó así al tercero y decisivo, y contra lo que muchos imaginaron, Del Potro no sufrió una merma física. Más bien ambos sufrieron el stress de la definición tras el cuatro iguales. Quebró “Delpo” para ubicarse 5-4 y cuando sirvió para partido lo perdió en cero. En el siguiente, “La Torre de Tandil” tuvo tres oportunidades de quebrar, erró cinco tiros consecutivos y perdió el game, pero, lo que es un gran mérito, no se cayó anímicamente. Jugó con calma su servicio y forzó el tie break, en el que se equivocó poco con su saque (su último servicio fue uno de los más veloces de todo el torneo, la pelotita viajó a 212 kilómetros por hora) y jugó bien de fondo, ante un especialista en el juego de base. Sacó ventaja de 3-0, se sucedieron tantos espectaculares, Nadal recuperó el quiebre y sacó 5-6, pero un derechazo del tandilense lo obligó a una devolución larga y se llegó al punto culminante: la victoria de Del Potro y el acceso a la final de un jugador que no era tenido en cuenta al llegar a Río.

Después del triunfo, y aún muy emocionado, Del Potro confesó que “no lo puedo creer, nunca me imaginé esto. Mientras jugaba se me venían cosas a la cabeza, pero traté de no pensar para seguir en el partido. Esto es más de lo que soñé. Es algo difícil de describir. Hoy venía para el club y recordaba que en las semifinales de Londres me tocó Roger (Federer), ahora me tocó Rafa... Nunca pude imaginarme esto”.
Sobre la definición del partido ante Nadal, dijo: “Cuando fui a sacar 5-4 arriba, en el tercer set, pensé que metiendo el primer servicio era suficiente… pero no. Rafa es Rafa. Por eso después en el tie break sentí la necesidad de arriesgar; por mí, por toda la gente que vino, por los argentinos. Y entre todos hicimos realidad este sueño de llegar a la pelea por la medalla de oro”.
Sobre la obtención asegurada de una medalla en Río 2016 (oro si gana; plata si pierde), que se sumará al bronce que ganó en Londres 2012, el tandilense opinó: “Es increíble. Y más si pienso que en primera ronda acá me tocó Novak. Yo espero que las piernas me sigan respondiendo para correr siempre una más. Los deportistas argentinos siempre damos hasta la última gota y cuando se consiguen los objetivos es muy lindo”.
Ahora es el turno de un Andy Murray, que paseó cómodo en el torneo y apenas pasó un sofocón con el italiano Fabio Fognini en tercera ronda, cuando éste estuvo 3-0 arriba en el tercer parcial, pero se fue del partido y el escocés lo ganó 6-3. Por presente, el británico es favorito, pero no hay que descartar las chances de Del Potro, que volvió al nivel de tenis de sus mejores momentos y que logró una comunión afectiva con los hinchas argentinos aquí en Río, que lo oxigenan cuando escasean las reservas. Y esa será otra historia.

 

BASQUETBOL

 

Quedan muchos de los que escribieron las páginas más gloriosas del basquetbol argentino, y también se produjo el lógico recambio. Tal vez la mezcla de una cosa y otra hicieron que el ADN de la Generación Dorada no se pierda. Es algo que está en la sangre de estos jugadores que hoy volvieron a brindar una producción excepcional. Argentina venció a Brasil por 111-107, en dos suplementarios (habían igualado en 85 y luego en 95), en un partido correspondiente a la cuarta fecha del Grupo B, jugado en el estadio Arena Carioca I. Argentina, que de esta manera aseguró su clasificación para los cuartos de final, cerrará la fase clasificatoria el próximo lunes, contra España, desde las 19:00.

Andrés “Chapu” Nocioni fue el abanderado de los históricos: cerró una planilla con 37 puntos (su mejor producción vistiendo la celeste y blanca) y 11 rebotes. Facundo Campazzo se convirtió en el héroe del recambio: anotó 33 tantos, 11 asistencias y 4 robos. Los 37 puntos (3-7 en dobles, 8-12 en triples, 7-8 en libres) de Nocioni sirvieron para igualar hoy el record de puntuación que había instalado Luis Scola, ante Rusia, en Beijing 2008. “La verdad es que es una falta de respeto lo que hice. Le voy a pedir disculpas a Luis (Scola) porque esto es una imprudencia”, bromeó el jugador del Real Madrid.

El comienzo fue a puro vértigo. Los dos salieron dispuestos a responder ataque por ataque. Así, el que tuviera mayor efectividad empezaría a despegar. Una ráfaga 8-0 (dos triples incluidos de Nocioni) le permitió a la Argentina pasar al frente 15-10, a los 4m 26s en el reloj. 

El equipo de Hernández revertía la bola y los tiros salían cómodos. Con un Nocioni (4-4 desde afuera de la zona de 6.75 metros) inspirado, los dirigidos por el “Oveja” Hernández se escaparon 24-14 y obligaron al cordobés Rubén Magnano (técnico de Brasil) a pedir minuto. El ingreso del interminable Guilherme Giovannoni aportó soluciones (5 puntos) y el local redujo la distancia.  El primer cuarto terminó 28-19 en favor de la Argentina, con 6-10 en triples. Además, el capitán Luis Scola exhibía una planilla sin equivocaciones (4-4 en tiros de cancha), mientras Campazzo sumaba 5 asistencias.
El segundo parcial fue completamente distinto. Magnano mandó a la cancha a Vitor Benite y el escolta fue una verdadera tromba que no pudo ser defendido por un elenco albiceleste que mostró huecos atrás. El compañero de Campazzo en el UCAM Murcia aportó 13 puntos (3 triples). A falta de 6m 07s, Brasil ya había achicado a uno (34-35). Un claro 8-0 le permitió al equipo local situarse como neto dominador y el marcador exhibía un 42-35 que ahorraba comentarios.

Algunas intervenciones criteriosas de Scola y el aporte rendidor de Nocioni (9) maquillaron la diferencia que se mantuvo en ocho (52-44), al cierre del primer tiempo.
En la reanudación, el local prosiguió extrayendo réditos bajo el tablero, por la mayor talla de sus componentes, con un Nené (5) gravitante en la zona pintada. El marcador favorecía al local por 63-53, con casi 5 minutos por jugar. Argentina, de la mano de Nocioni (a esa altura, el santafesino hacía de todo y por todos), metió una racha 9-0 y quedó uno abajo con una bandeja del santiagueño Deck (62-63). Y en la siguiente ofensiva, una conversión de Campazzo le devolvió la ventaja: 64-63, con casi 3 minutos en el reloj. Con el pivote Nené moviéndose a discreción en ataque, los de Magnano retomaron el control del resultado: 72-67.
En el último capítulo, las evidencias de un partido sin tregua empezaron a notarse. Los dos mostraron cansancio y el goleo se aplacó. Brasil siguió dependiendo de su pivote estrella, mientras que Campazzo atentó contra la lógica, pero encendió su luz, a falta de 22s para dejar el marcador apenas abajo por uno (82-83). Un rebote ofensivo capturado por Campazzo en tierra de gigantes le dio la posibilidad al héroe Nocioni, quien encestó su séptimo triple y mandó la definición a la prórroga (85-85).
En el alargue, un triple de Alex pareció definir la situación (94-88), a falta de 2m 22s. Pero la magia de Campazzo y el enorme corazón de Nocioni -otro triple- posibilitaron otra igualdad en 95, que llevó el partido a un segundo suplementario. El ex Peñarol de Mar del Plata metió dos triples seguidos y una avivada de Garino le dieron una nítida diferencia a la Argentina (103-95), con más de 3 minutos para el cierre. Sin embargo, la figura de Leandrinho surgió por primera vez en la tarde (9) para que Brasil recortara a uno (105-106). Desde la línea, Campazzo dio una nueva muestra de su frialdad, mientras que “Manu” Ginóbili tomó un rebote ofensivo clave seguido de dos libres para garantizar victoria y la clasificación.

La gran figura de la victoria argentina ante Brasil, Andrés Nocioni, se mostró más que satisfecho de que el equipo siga “consiguiendo cosas impensadas. Es increíble. Nos pasó el año pasado, cuando logramos la clasificación directa y ahora, en la fase de grupos".

El jugador nacido en Villa Gobernador Gálvez confesó que “no tenía miedo de hacerme cargo del triple, más allá que en otros momentos me tocó fallar (en la semifinal del Mundial Japón 2006, contra España, y en los Londres 2012, ante Rusia), y por suerte la metí”, reconoció acerca de la jugada que forzó el primer suplementario. 
Y sobre el marco que mostró el estadio, dijo: “Tanto el público argentino como el brasilero se portaron muy bien, alentaron siempre. Entendemos la rivalidad, pero no debe pasar lo límites lógicos de una cargada, ambos países nos necesitamos”. 

Emanuel Ginóbili, el emblema de este equipo, afirmó que “quiero que le hagan un monumento al “Chapu” (por Nocioni) y a Facundo (por Campazzo), porque la rompieron. Son dos máquinas, pero me parece que al “Chapu” lo van a tener que llevar en silla de ruedas”, bromeó en relación a los 36 años de su amigo.

Un dato extrabasquetbolístico: mucho se habló, antes del partido, del temor por la rivalidad entre los simpatizantes argentinos y brasileros. El estadio Arena Carioca I tuvo fervor, calor y color, pero sin ninguna muestra de la tan temida violencia. Los simpatizantes alentaron sin cesar, pero en ningún momento se apartaron del espíritu olímpico que caracteriza a los Juegos nacidos en Atenas. Los capitanes de ambos equipos aportaron su granito de arena para que todo se desarrollara en paz, al hablarle a los simpatizantes, desde el centro de la cancha, micrófono en mano, antes del encuentro.

BRASIL (107): Marcelinho Huertas 14 (x), Leandrinho 11, Marquinhos 9, Rafael Hettsheimeir 5 y Nené 24 (f.i.); Guilherme 10, Raulzinho 3, Vitor Benite 13, Alex 14, Augusto Lima 2, Cristiano Felicio 2 y Rafael Luz 0. DT: Rubén Magnano. 
ARGENTINA (111): Facundo Campazzo 33, Emanuel Ginóbili 13, Patricio Garino 10, Andrés Nocioni 37 (x) y Luis Scola 14 (x) (f.i.); Gabriel Deck 2, Carlos Delfino 0, Marcos Delía 2, Nicolás Laprovíttola 0, Leonardo Mainoldi 0. DT: Sergio Hernández. 
Parciales: Brasil 19-28, 52-44, 72-67, 85-85 y 95-95.
Árbitros: Christodoulou (Grecia)-Seibel (Canadá)-Reyes (México).
Estadio: Arena Carioca I.

 

ATLETISMO

 

El atleta santafesino Germán Chiaraviglio consiguió una histórica clasificación a la final del salto con garrocha en los XXXI Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2012, al establecer una marca de 5,70 metros y ubicarse entre los doce mejores participantes de la prueba. La final será el lunes, a partir de las 20:35, siempre en el estadio olímpico de Engenhao. En tanto, la marplatense Belén Casetta finalizó decimosexta en su serie eliminatoria y no logró clasificarse a la final de los 3000 metros con obstáculos, en otra de las pruebas que se llevaron a cabo en el mismo escenario.

Aunque el corte clasificatorio de la competencia era 5.75 (altura que daba el pase directo a la final), no hizo falta llegar a la marca: nueve competidores igualaron en los 5.70, y tres se sumaron a la final con diez centímetros menos. El resto fracasó en los intentos de 5.60.
La actuación del santafesino es historia pura y en esta, su tercera participación olímpica, finalmente pudo meterse en la definición por las medallas. No lo había logrado en Beijing 2008 ni en Londres 2012.

Chiaraviglio -que sí había sido finalista en el Mundial de Beijing del año pasado-, comenzó esta noche en 5,30 (lo pasó en un intento) y siguió en 5,45 (también en uno), 5.60 (pudo superar esa barrera recién en el tercer intento) y los 5.70 del pasaje, lo que consiguió en su segundo salto.
Al argentino, que tiene como mejor marca personal histórica 5.75, lograda el 21 de julio del año pasado durante los Juegos Panamericanos de Toronto 2015 (se llevó la medalla de plata y marcó un nuevo record argentino), se lo vio relajado y tranquilo durante toda la eliminatoria y lo refrendó con la clasificación.

Chiaraviglio logró su mejor marca del año, superando la que había establecido el pasado 16 de mayo, en el mismo estadio de Engenhao, cuando saltó 5,60 para llevarse la medalla de oro del Campeonato Iberoamericano de atletismo.
Los doce clasificados a la final del salto con garrocha son: Sam Kendricks (Estados Unidos), Konstadinos Filippidis (Grecia), Thiago Da Silva (Brasil), Renaud Lavillenie (Francia), Changrui Xue (China), Piotr Lisek (Polonia), Shawnacy Barber (Canadá), Germán Chiaraviglio (Argentina), Jan Kudlika (República Checa), Michal Balner (República Checa), Pauls Pujats (Letonia) y Daichi Sawano (Japón).

“Vine a buscar un buen torneo, no me imaginé que iba a lograr esto. Me acuerdo de cuando era chiquito y veía estas cosas en la tele, y era un sueño que por fin pude hacer realidad. Estoy muy feliz, todavía no me doy cuenta. Meter la mejor marca del año acá y clasificar a la final es increíble. A pesar de que me costaron los 5.60, siempre me sentí bien para avanzar”, dijo Chiaraviglio.

Casetta no tuvo una carrera pareja y, con un tiempo de 9 minutos, 51 segundos y 85/100, terminó anteúltima y solo tuvo detrás a la británica Lennie Waite.
Casetta arrancó la competencia tratando de mantenerse al ritmo de las líderes y lo consiguió durante la mitad de la carrera, pero con el correr de las vueltas y el desgaste bajo el sol que pegaba fuerte, pagó las consecuencias de su plan de carrera y fue cediendo terreno hasta quedar relegada al fondo del pelotón.
La integrante más joven de la delegación del argentina de atletismo, con 21 años, no pudo repetir la buena producción que tuvo en ese mismo estadio olímpico, el pasado 14 de mayo, cuando se consagró campeona Iberoamericana con un tiempo de 9m 42s 93/100, con lo cual logró el pasaje a estos Juegos y establecer un nuevo récord nacional. 
"Estoy muy contenta de haber logrado lo que logré. Es mi segundo registro personal. Contenta de haber hecho mi debut en unos Juegos Olímpicos, el lugar donde puedo participar con las mejores del mundo y donde está el mejor nivel", sostuvo Casetta luego de la competencia.
Y agregó que “estoy contentísima de haber llegado a estos Juegos. De un Iberoamericano salte a un Juego, eso no se compara con nada. Durante la carrera salimos a correr fuerte. Los primeros 1000 y 2000 los hicimos rapidísimos a comparación de lo que había hecho en el Ibero. Cuando se empezó a ir el pelotón fue muy duro, porque es cuestión de mantener el ritmo. Vas perdiendo energía”.
En la serie en la cual participó Casetta se dio una situación particular, ya que faltando 800 metros para el final de la carrera, la etíope Etenesh Diro, con tiempos para pelear por una medalla, terminó corriendo descalza. Diro se vio perjudicada por dos rivales que tropezaron y la hicieron caer sacándole la zapatilla derecha, como no pudo colocársela, la africana decidió tirar el calzado y la media derecha y continuar, despertando la ovación de un estadio repleto. Pese al esfuerzo de dar dos vueltas sobre la pista caliente por el sol, Diro finalizó séptima en su serie con un tiempo de 9m 34s 70/100, lo que la ubicó vigésimo cuarta en la general, a 4 segundos de ingresar a la definición del torneo.

 

HOCKEY SOBRE CESPED

 

Las Leonas retomaron el camino del éxito. Luego de sufrir dos derrotas consecutivas, hoy le ganaron a India por 5-0, en un partido jugado en el centro olímpico de hockey de Deodoro, y se clasificaron a los cuartos de final, exhibiendo la contundencia que le faltó en los partidos anteriores y no pasó sobresaltos en su último encuentro del Grupo B de la fase clasificatoria. En cuartos, Las Leonas jugarán el próximo lunes, desde las 10:00, con Holanda, que al vencer a Alemania por 2-0 se adjudicó el Grupo A.

Todas las conquistas llegaron en el segundo cuarto. Martina Cavallero (al minuto y  los 13), María José Granatto (a los 8), Carla Rebecchi (a los 10) y Agustina Albertario (a los 11) anotaron para el equipo conducido técnicamente por Gabriel Minadeo. 
Las Leonas finalizarán, casi con seguridad, en la cuarta colocación del Grupo, lo que les garantizaría cruzarse el lunes en uno de los choques de cuartos con el ganador de la Zona A. 
Las Leonas cerraron su labor en la Zona B con dos victorias (4-0 a Japón; 5-0 a India) y tres derrotas (1-2 con Estados Unidos; 2-3 con Gran Bretaña; 0-1 con Australia).

Minadeo asumió sin complejos el tener que enfrentar en cuartos a Holanda, último bicampeón olímpico, y advirtió que para las europeas “no les resultará muy cómodo enfrentar a Argentina. Será importante hacer un partido inteligente, defender bien en todas las líneas, en todas las fases del juego. Holanda es un equipo que está acostumbrado a entrarle fácil a sus rivales, pero no tanto a salir a buscar los partidos contra un rival que le plantea el juego mano a mano. También sería importante hacerles el primer gol”.

“El torneo empieza ahora, toque contra quien toque no va ser fácil. Esperábamos terminar con algún punto más la fase clasificatoria, pero en el hockey internacional todos los partidos son complejos. Los resultados nunca son muy abultados, ni a favor ni en contra. Lo importante era tratar de ganar hoy y pudimos lograrlo bien, más allá de que me voy contento sólo con lo hecho en el primer y segundo cuarto, no tanto en los otros dos”, admitió el entrenador.
El postergado título olímpico (medalla de plata en Sydney 2000 y Londres 2012; y de bronce en Atenas 2004 y Beijing 2008) continúa siendo la principal ilusión del equipo que llegó a Río de Janeiro como uno de los favoritos. 
La formación inicial incluyó a Belén Succi; Agustina Habif, Julia Gomes Fantasía, Noel Barrionuevo; Pilar Campoy, Rocío Sánchez Moccia, Florencia Habif y Gabriela Aguirre; Delfina Merino, Carla Rebecchi y Martina Cavallero. Luego ingresaron Victoria Zuloaga, Lucina von der Heyde, María José Granatto y Agustina Albertario.

 

VOLEIBOL

 

El seleccionado argentino masculino de vóleibol le venció a Cuba por 3-0, con parciales de 25-16, 25-14 y 25-16, en 61 minutos de juego, y se aseguró la clasificación a los cuartos de final, en partido correspondiente a la cuarta fecha del Grupo B.

El equipo dirigido por Julio Velasco expuso una gran tarea en el bloqueo (13 puntos contra 5 de su rival) y Ezequiel Palacios se anotó como máximo anotador con 13 tantos. Facundo Conte, una de las figuras de Argentina, descansó y no ingresó en todo el partido. Con el pase a cuartos asegurado, el seleccionado enfrentará a Egipto el lunes (a partir de las 9:30) en el cierre de la etapa clasificatoria.
Con esta victoria, la tercera para Argentina después del 3-0 ante Irán y el histórico 3-1 frente a Rusia, suma 9 puntos y se ubica primero en la zona, junto a Polonia (9); Rusia (8 puntos, último campeón olímpico) está tercera, luego de vencer hoy a los polacos por 3-2 (25-18, 16-25, 25-18, 22-25 y 15-13). En la tercera fecha, Argentina perdió el invicto al caer con Polonia, vigente campeón mundial, por 3 a 0 (25-21, 25-19 y 37-35).

Argentina tuvo un juego muy contundente desde el primer set. Con presión en el saque, orden en bloqueo y contraataques certeros, prácticamente no lo dejaron jugar a Cuba, que también cometió muchos errores. En el tercer set, el central Sebastián Solé se dobló un tobillo y salió de la cancha.
Argentina formó con Luciano De Cecco, Bruno Lima; Sebastián Solé, Pablo Crer; Cristian Poglajen y Ezequiel Palacios. Líbero: Alexis González. Después entraron Demián González, José Luis González, Nicolás Bruno y Martín Ramos.
“Queremos ganarle a Egipto porque sería un gran prestigio salir segundos en el grupo. Cualquiera que nos toque en cuartos es buenísimo y tenemos que dar el batacazo. Con humildad, tenemos que disfrutar de esto y tratar de dejar a Argentina en lo más alto”, aseguró Velasco.
El técnico rescató el juego de su equipo contra los cubanos: “Me gustó que jugamos ordenados pese a que Cuba cometió muchos errores, porque también lo forzamos. Fuimos claros en contraataque y mejoramos nuestro juego con respecto a Polonia”.
Sobre su método, Velasco -que ganó la medalla de plata en Atlanta 96 cuando dirigía a Italia- comentó: “Primero apunto a mejorar a los jugadores en forma individual. Y después trabajé mucho en un sistema de juego, más allá de que hay situaciones en las que el jugador tiene que poner la creatividad, hay que tener un sistema claro. Los argentinos tenemos el mito de Maradona, de Messi... Mejor si tenemos a Maradona, pero Diego ganó cuando tenía un equipo con un sistema claro que lo hacía jugar. Es importante ser sólidos en la parte mental también. Estamos convencidos y por eso vamos a dar todo en cuartos para dar el batacazo, pero primero pensamos en Egipto”.

 

HANDBALL

 

Los Gladiadores consiguieron su primera victoria en estos Juegos, al superar a Túnez por 23-21, en un cotejo correspondiente a la cuarta fecha del Grupo B de la fase clasificatoria que se llevó a cabo en el estadio Arena do Futuro, y aún conserva posibilidades de avanzar a los cuartos de final.

Frente a Túnez, el rival que lo dejó fuera de los cuartos de final en Londres 2012, Argentina jugó un gran partido. Y si le gana a Qatar, en la última fecha (lunes, a partir de las 21.50) se meterá entre los ocho mejores equipos del certamen, algo que nunca sucedió.
El elenco que dirige Eduardo Gallardo tuvo un excelente comienzo, con mucha concentración en defensa para aprovechar los errores de su rival y con contundencia en ataque para ponerse 5-1, con tres goles de Federico Pizarro, uno de Federico Fernández y otro de Sebastián Simonet, antes de los 9 minutos. Sin embargo perdió consistencia e intensidad, y Túnez mejoró. Sobre los 20 minutos, achicó la diferencia en el marcador a 9-7.
Empero, el equipo albiceleste ajustó su juego y se metió nuevamente en el partido y con otros dos goles de Pizarro, más otro de Pablo Portela, se puso 12-7, a los 24minutos. Con otros tantos de Juan Pablo Fernández y Portela estableció la máxima ventaja (14-8), a falta de dos minutos para el final del primer tiempo.
Túnez, no obstante, mostró señales de recuperación, con más garra que juego, y descontó con los dos goles de Mohamed Jilani Maaref y Marouan Chouiref (5). El 14-10 dejó en claro las diferencias entre uno y otro.
El segundo tiempo tuvo un bajo nivel técnico y se convirtió en algo más físico y el equipo africano poco a poco se acercó en el marcador: 15-13, a los 7 minutos; 16-15, a los 11; y lo empató 16-16, a los 12, con un gran trabajo de Oussama Boughanmi.
Argentina, que bajó notablemente su efectividad en ataque, al punto que solo marcó dos goles en 15 minutos, se puso arriba en el tanteador, con las conquistas de Pablo Simonet y Pizarro (7), 18-16, a los 17 minutos; y más tarde 21-17, con los tantos de Sebastián Simonet, Federico Fernández (5) y Pablo Simonet. Y en ese lapso, además, el arquero Fernando García atajó un penal.
Más allá de esto, el arquero Matías Schulz fue el pilar del seleccionado argentino en un partido durísimo, que recién se definió en los minutos finales a favor de Los Gladiadores por 23 a 21.

Los Gladiadores arrancaron su participación en Río con una caída ante la poderosa Dinamarca por 25-19; luego estuvo a segundos de lograr otro capítulo heroico, pero perdió en la última pelota del partido ante Croacia 27-26 y en su tercera presentación cayó ante Francia, actual bicampeón olímpico, por 31 a 24.

El equipo dirigido por Eduardo Gallardo, que fue medalla de plata en los Juegos Panamericanos de Toronto 2015, está cumpliendo su segunda actuación olímpica. Londres 2012 había sido la primera experiencia para el handball nacional en un Juego Olímpico. En aquel debut sólo lograron una victoria sobre Gran Bretaña (32-21), pero perdieron ante Islandia (31-25), Francia (32-20), Suecia (29-13) y Túnez (25-23), no pasaron de la primera fase y terminaron décimos.

 

GOLF

 

El golfista chaqueño Emiliano Grillo quedó a tres golpes de la zona de medallas, que se definirán mañana, tras completar hoy la tercera vuelta del certamen en 68, 3 bajo el par, y ubicarse en la cuarta ubicación, junto con otros dos jugadores. En cambio, el también chaqueño Fabián Gómez, que comenzaba la jornada con mejores expectativas, hizo dos sobre el par y cayó a la decimocuarta posición.
El líder transitorio es el británico Justin Rose, con un total de 201 (-12) impactos, seguido por el sueco Henrik Stenson, con 202 (-11) y el australiano Marcus Fraser, que llegaba a esta tercera ronda como único puntero, con 204 (-9).
Grillo acumula 207 (-6) y comparte la cuarta colocación con el estadounidense Bubba Watson y el sueco David Lingmerth. Gómez, por su parte, está decimocuarto, con 210 (-3), y, aunque sigue en carrera, sus chances de medalla se redujeron considerablemente.
La cuarta y decisiva ronda se desarrollará mañana a partir de las 7, siempre en el Campo Olímpico de Golf. Grillo -una de las promesas más firmes de la Argentina en la disciplina- partirá a las 10.28, junto con quienes comparte la cuarta ubicación, Watson y Lingmerth, que serán una buena medida para su propio juego.
Gómez cerrará su participación en los Juegos a partir de las 9.33 y saldrá junto a dos belgas: Nicolás Colsaerts y Thomas Pieters. Los tres líderes cerrarán las partidas a las 10.39, último día del golf masculino.

 

VELA

 

La dupla integrada por el porteño Santiago Lange y la rosarina Cecilia Carranza ascendió al segundo puesto de la clasificación general de la clase Nacra 17 mixta de vela, al ubicarse primero, sexto y noveno en las tres nuevas regatas celebradas hoy, en el club náutico Marina da Gloria.
Los subcampeones del Mundial Santander (España) 2014 comenzaron la jornada en el sexto lugar y acabaron en zona de medalla cuando restan otras tres regatas, previstas para mañana, desde las 13:05, y la “medal race” (carrera por medallas), que se celebrará el martes, desde las 14:05, con sistema de puntuación doble.
Descartado el peor registro de su planilla, Lange y Carranza Saroli suman 49 puntos en la misma línea de la pareja británica Ben Saxton-Nicola Groves, pero se quedan con el segundo lugar por haber ganado una regata, la primera celebrada hoy, a diferencia de los europeos que no consiguieron ningún primer puesto hasta el momento.
Lange busca en Río 2016 su tercera medalla olímpica después de ganar el bronce de la clase Tornado en Atenas 2004 y Beijing 2008.
En la clase Laser masculina, el sampedrino Julio Alsogaray ganó el derecho a disputar la “medal race”, el lunes, a partir de las 14:05, después de cerrar las regatas regulares con un decimocuarto y vigésimo puesto. De esa forma, Alsogaray sumó 107 unidades y se situó en el noveno escalón de la general, pero no tendrá chances de atrapar una medalla porque el tercero, el neocelandés Sam Meech, lo aventaja por indescontables 30 puntos. Su objetivo, entonces, será mejorar el séptimo puesto de Beijing 2008, que permanece como su mejor actuación olímpica. El bonaerense, medalla de oro en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011, fue también undécimo en Londres 2012.
En Laser femenina, la porteña Lucía Falasca fue tercera y vigesimoquinta en las dos carreras de hoy y concluyó su participación en Río 2016 con un undécimo puesto (113 puntos), a sólo cuatro puntos del décimo lugar, que le hubiera representado un lugar en la “medal race”.
Otro porteño, Facundo Olezza, se ubica decimocuarto en la división Finn masculino, luego de conseguir hoy un décimo y un sexto puesto, cuando faltan otras dos regatas que se disputarán mañana, desde las 13.05 y las 14.30, antes de la última de doble puntuación.
En la clase 49er masculino, Yago y Klaus Lange fueron hoy sextos, decimosextos, decimoterceros y decimoséptimos, para situarse decimoquintos en la general de la especialidad. La platense Victoria Travascio y la porteña María Branz quedaron decimosétimas en la rama femenina de la misma clase, tras ubicarse hoy en los puestos decimotercero, noveno, vigésimo y decimosegundo en las cuatro competencias disputadas.

 

BOXEO

 

El porteño Fernando Martínez se despidió de los Juegos al perder, por fallo dividido, ante el búlgaro Daniel Asenov, en una pelea encuadrada en la división hasta 52 kilos que se realizó en el Pabellón 6 del complejo Riocentro.

Los tres jurados mostraron los mismos números en sus tarjetas (29-28), pero dos vieron ganar al búlgaro y el otro a Martínez, un púgil de vasta experiencia internacional.

Martínez se adueñó del centro del ring en el primer round y con un buen boxeo, cintura y golpes efectivos, en especial los cruzados de derecha a la cabeza, dominó al búlgaro que no trabajó lo suficiente para llevarse el asalto como lo dictaminaron dos jueces.
En el segundo capítulo, Martínez también estuvo activo y desplegó la misma táctica que en el primero, aunque Asenov experimentó una mejoría en el rendimiento y emparejó las acciones el último tramo, pero los tres jueces puntuaron a favor del bonaerense de Avellaneda.
En el tercero y último round, Martínez evidenció cansancio y marró la mayoría de los golpes que lanzó y esta circunstancia fue aprovechada por el búlgaro que se mostró más entero para asegurar su victoria.

 

REMO

 

El chubutense Brian Rosso se ubicó tercero en su serie de semifinales C de single scull masculino y finalizó decimoquinto en la tabla general, mientras que la bonaerense Lucía Palermo fue quinta en su serie de la semifinal C y concluyó en el decimoséptimo puesto.
En su primera experiencia olímpica, el remero de Comodoro Rivadavia, medalla de bronce en los Juegos Panamericanos de Toronto 2015, registró un tiempo de 6 minutos, 58 segundos y 58/100 que le permitió ubicarse tercero en su serie y entre los 15 mejores de la general. El mejor en su serie fue el indio Dattu Baban Bhokanal, con 6m 54s 96/100.
La remera nacida en Olivos, en tanto, fue quinta con un tiempo de 7m 50s 59/100 en su tercera cita olímpica, tras sus anteriores participaciones en Atenas 2004 (terminó decimoséptima en el doble par peso ligero) y Londres 2012 (fue vigésimo primera en single scull). La mejor en su serie fue
La competencia de remo se llevó a cabo en la Laguna Rodrigo de Freitas y los argentinos ya se habían quedado afuera de la lucha por las medallas el pasado martes.

 

TIRO

 

El bonaerense Federico Gil terminó vigésimo séptimo en la prueba de skeet masculino de tiro, y no consiguió el pasaje para las finales. Gil hizo 116 puntos en la clasificación que fue ganada por Abdullah Al-Rashidiel, representante de los atletas olímpicos refugiados independientes, y el sueco Marcus Svensson, con 123 puntos, marcando un nuevo récord olímpico.
El representante del Tiro Federal Argentino, que también es abogado, compitió en el Centro de Tiro, en Deodoro, donde su hermana mayor Melisa, también abogada y medalla de plata en los Juegos Panamericanos de Toronto 2015, finalizó el viernes pasado en la octava colocación y obtuvo un diploma olímpico para la delegación argentina. 
Con la actuación de Federico Gil, se puso punto final a la participación argentina en las competencias de tiro de estos Juegos de Río, donde además de los hermanos Gil compitieron Fernanda Russo (la más joven de la delegación, con 16 años), Amelia Fournel y Fernando Borello.

Visto 5328 veces